Por que es importante subir las retenciones en Argentina: Las 1500 familias lumpenes de clase alta Argentina.

Por que es importante subir las retenciones en Argentina. Para entender por que hay que castigar a este sector de la sociedad que son casi 1500 familias Lumpenes.

https://palermonline.com.ar/wordpress/termino-la-rural-pero-que-es-un-gorila/

Si hay una clase detestable en Argentina es la Clase Alta Argentina, movimiento social de malas personas, en lo económico por ejemplo son fugadores de divisas por excelencia, odia todo lo que tiene que ver con ser Argentino.

Interes: estatus económico, estatus político, el prestigio.
El estatus económico, que equivale a la riqueza, es decir, a los ingresos y el capital del que se dispone; la mayor diferencia entre las clases se concentra no en el nivel de ingresos —aunque las disparidades en este pueden ser de hasta un 1000% entre el quintil superior y el inferior en las sociedades industriales modernas—, sino sobre todo en el volumen y la estructura del capital del que se dispone. La clase alta normalmente dispone de suficiente capital como para dedicarse simplemente a recibir el interés que produce.

El estatus político, que equivale al poder; aunque es más difícil definir el poder en términos formales o cuantificables que la riqueza, equivale en términos generales a la capacidad que se posee de determinar, directa o indirectamente, la acción de otros. El poder se concentra sobre todo en el ámbito de la política, a través de la legislación y del monopolio legítimo de la violencia que concentra el Estado. Al estar el control del Estado en manos de una élite, la distribución desigual del poder se concentra en estos.

El prestigio, la capacidad de influir sobre la acción ajena a través de la impresión carismática que uno produce. El prestigio puede codificarse en medios institucionales, como los términos o títulos honoríficos que se conceden legalmente, o simplemente ejercerse en la interacción social.

La clase alta Argentina jamás fue a trabajar. No saben lo que es el esfuerzo, por que el 99% heredó su fortuna en campos. Algunos ni siquiera saben donde lo tienen.

Burros y con «guita»

La clase alta no busca tanto escuelas de excelencia, sino una red de relaciones para mantener prevendas y privilegios. Las clases altas no buscan necesariamente la excelencia académica en la escuela, sino valores sexuales frigidos y una red de relaciones falsas, El 80% tiene más de 40 mil hectáreas en la pampa húmeda. La mayoría heredó sus tierras sin trabajar. No se preocupan por estudiar ya que por ejemplo en las prueba PISA arroja que los alumnos argentinos más ricos tienen el mismo nivel educativo que los pobres de Estados Unidos. Para la Lumpemburguesía Argentina la excelencia académica no es lo principal, sino que tienden a poner el foco en los valores reaccionarios, el auto nuevo, la importancia de que la escuela forme buenas personas es de una relatividad extrema, el valor de la familia o el deporte incluso ya no les interesa.

Las familias tradicionales eligen escuelas católicas o laicas bilingües, mayormente privadas. En las generaciones previas había más posibilidades de pasar por la escuela pública. Pero a diferencia de los sectores medios, que empezaron a abandonar el sistema público a fines de los años 60, las clases altas comenzaron a elegir las escuelas confesionales y conformar un circuito alternativo a principios del siglo XX. La universidad pública, en cambio, sí sigue siendo una opción para ellos. Es una oportunidad para “salir de la burbuja” y mezclarse con otros sectores sociales, una cuestión que valoran.

Lumpemburguesía es un término de inspiración marxista usado primordialmente en el contexto de las elites coloniales y neocoloniales de Latinoamérica, las cuales se volvieron muy dependientes y apoyaban a los poderes coloniales. El término es un híbrido proveniente del alemán lumpen (mendigo) y de la palabra burguesía.

Lumpen: Grupo social urbano formado por los individuos socialmente marginados, como indigentes, mendigos. Del lumpen o relacionado con este grupo social.

El término lumpemburguesía se atribuyó a André Gunder Frank en 1972, para describir un tipo de clase alta (mercaderes, abogados, industriales, etc.), la cual tiene poca autoconciencia o base económica y apoya a sus amos coloniales. El término se usa más frecuentemente en el contexto de Latinoamérica.

Cuando Frank decidió crear este neologismo del término lumpemproletariado (descastados) y burguesía porque -según él- mientras las elites burguesas de Latinoamérica y Europa se parecían en muchas cosas, estas tenían una gran diferencia. Las burguesías de Latinoamérica tenían la mentalidad del lumpemproletariado marxista, las cuales podían ser fácilmente manipulables para favorecer el sistema capitalista, aún a través del delito. De manera similar, las elites coloniales, mientras ellas mismas no se involucraban en actividades delincuenciales, contribuían negativamente a la economía local ayudando a los explotadores extranjeros. Los recursos y bienes de las colonias eran deseados por las potencias coloniales y para conseguirlos éstas incorporaban a las élites locales en su sistema, convirtiéndolos en intermediarios entre los ricos compradores coloniales y los pobres productores locales. Así, el bienestar de las élites locales dependía cada vez más de la explotación y el comercio, tomando el superávit de la producción de las colonias y extrayendo la ganancia y transfiriendo los bienes a los compradores coloniales en Europa. Frank describió este tipo de sistema económico como lumpendesarrolloy los países afectados por él como lumpenestados.

¿Que es Lumpen?

Se conoce como lumpen al sector social más bajo del proletariado, aquel que está desprovisto de conciencia de clase.

Como tal, la palabra lumpen es el acortamiento de la voz alemana Lumpenproletariat, también adaptada al español como lumpemproletariado. Su traducción sería algo así como ‘proletariado de andrajos o de harapos’.

Lumpemproletariado es un término propio del sistema de la teoría marxista, que fue acuñado por Karl Marx y Friedrich Engels a mediados del siglo XIX en su obra Ideología alemana.

El lumpen es un grupo social eminentemente urbano, que se compone sobre todo por individuos socialmente degradados, marginados o no integrados a la sociedad, como indigentes, mendigos, prostitutas o delincuentes.

Su subsistencia depende, en gran medida, de la caridad, de actividades deshonestas o criminales, o de ciertos recursos que para las otras clases serían desechos.

Como tal, el lumpen no posee medios de producción ni aporta fuerza de trabajo, por lo que se considera un grupo social improductivo. Además, vive en condiciones que están muy por debajo de las del proletariado.

Debido a que el lumpen carece de conciencia de clase, es un grupo social susceptible de ser comprado por las clases poderosas y de apoyar sus proyectos con tal de asegurar su supervivencia.

El lumpemproletariado  es un término marxista de origen alemán con el que se designa a la población situada socialmente al margen o debajo del proletariado, desde el punto de vista de sus condiciones de trabajo y de vida, formado por los elementos degradados, desclasados y no organizados del proletariado urbano. También puede referirse el lumpemproletario a la clase social que no posee ni medios de producción ni fuerza de trabajo y que, ocasionalmente y en determinados contextos, recurre a la caridad e incluso al robo.a El marxismo ha considerado tradicionalmente a este grupo social como carente de conciencia de clase, y por tanto susceptible de servir de punto de apoyo a la burguesía.

Karl Marx, en el capítulo V de su libro El 18 de brumario de Luis Bonaparte, caracteriza al lumpemproletariado de la siguiente manera:

«Bajo el pretexto de crear una sociedad de beneficencia, se organizó al lumpemproletariado de París en secciones secretas, cada una de ellas dirigida por agentes bonapartistas y un general bonapartista a la cabeza de todas. Junto a roués arruinados, con equívocos medios de vida y de equívoca procedencia, junto a vástagos degenerados y aventureros de la burguesía, vagabundos, licenciados de tropa, licenciados de presidio, huidos de galeras, timadores, saltimbanquis, lazzaroni, carteristas y rateros, jugadores, alcahuetes, dueños de burdeles, mozos de cuerda, escritorzuelos, organilleros, traperos, afiladores, caldereros, mendigos, en una palabra, toda esa masa informe, difusa y errante que los franceses llaman la bohème: con estos elementos, tan afines a él, formó Bonaparte la solera de la Sociedad del 10 de diciembre, «Sociedad de beneficencia» en cuanto que todos sus componentes sentían, al igual que Bonaparte, la necesidad de beneficiarse a costa de la nación trabajadora.»

A partir de la clásica definición marxista, la Real Academia Española (RAE) por su parte define lumpemproletariado como «la capa social más baja y sin conciencia de clase».

https://palermonline.com.ar/wordpress/que-es-ser-gato-tema-serio-argentino/

RETENCIONES Y CASTIGO A LAS 1500 FAMILIAS QUE NUNCA TRABAJARON

Las protestas de los productores más lumpenes en diferentes puntos del país comenzaron a partir de la actualización de las retenciones por parte del Gobierno peronista en diciembre del año pasado.

A través de un decreto, el Poder Ejecutivo eliminó el tope de $ 4 por dólar exportado y llevó a la soja a tributar en concepto de derecho de exportación el 30% y al maíz y al trigo, el 12%.

Asimismo, con la aprobación de la Ley de Solidaridad Social, se facultó al Ejecutivo a incrementarlas 3 puntos porcentuales más, medida que todavía no se tomó.

LA OLIGARQUIA NUNCA PAGO POR SUS TIERRAS

Si bien el origen de su poder político puede datarse con el surgimiento de la Generación del Ochenta y con el inicio de la primera presidencia del general Julio Argentino Roca, en 1880, quien fue el máximo referente del Partido Autonomista Nacional, no designa sino a una de las varias etapas en las que se estructura una íntima relación entre la clase alta y la propiedad de la tierra.

La oligarquía conservadora es una derivada de la burguesía terrateniente criolla, aquella que con sus estancias fijaran hitos de población en la inmensidad de las pampas y que luego continuaron sus grupos familiares.

Está compuesta por aquellos grupos de familias que, con trabajo y relaciones, lograron adquirir grandes superficies de tierra sea por medio de compras a particulares o al estado, y luego crearon estancias y las multiplicaron, muchas veces a consecuencia de alianzas matrimoniales entre miembros de estas familias de la élite social.

Aquellos grupos familiares propietarios de más de cien mil hectáreas en la Provincia de Buenos Aires en 1928 fueron las siguientes:

Álzaga Unzué, 411.938 ha.
Anchorena, 382.670 ha.
Luro, 232.336 ha.
Delatôur, 210.000 ha.
Pereyra Iraola, 191.218 ha.
Pradere, 187.034 ha.
Guerrero, 182.449 ha.
Santamarina, 158.684 ha.
Pereda Girado, 122.205 ha.
Ruiz Díaz Vionnet, 114.658 ha.
Herrera Vegas, 109.578 ha.
Ferraggine 100.100 ha.

A aquella histórica burguesía criolla se integraron también nuevas familias que lograron adquirir grandes extensiones de campo como consecuencia de la Conquista del Desierto, a partir de 1880.


Leloir, 181.036 ha.
Graciarena, 165.687 ha.
Báez Castex, 148.962 ha.
Vionnet, 130.211 ha.
Duggan, 129.041 ha.
Duhau, 113.334 ha.
Zuberbühler, 105.849 ha.
Martínez de Hoz, 101.259 ha.

Las agrupaciones sociales principales en que se reunieron y se reúnen estos miembros de élite son: la Sociedad Rural Argentina, el Jockey Club, el Club del Progreso y otras de menor alcance como el Círculo de Armas, el Club Universitario de Buenos Aires el Círculo Militar y el Centro Naval.