La Ciudad eliminó 11 barreras en Palermo, Villa Crespo y Paternal

Horacio Rodríguez Larreta, anunció hoy la eliminación de 11 barreras de las vías del Ferrocarril San Martín, entre ellas la de la avenida Córdoba y avenida Juan B. Justo y la de Corrientes y Dorrego, dos de los cruces a nivel más conflictivos de la Ciudad.

La Ciudad eliminó 11 barreras en Palermo, Villa Crespo y Paternal. Quedaron liberados los cruces de Córdoba y Juan B Justo y el Corrientes y Dorrego. Además abrirán 9 calles.

La información en esta página no podrá ser usada para envíos de email no solicitados y no podrán ser vendidos a un terceros.

La elevación del tren, que correrá sobre un viaducto, es lo que permitió levantar definitivamente las barreras.

“Es una gran alegría poder anunciar hoy que estas barreras no bajan más”, aseguró el jefe de gobierno sobre las vías del Ferrocarril y a pocos metros de la molesta intersección. “Durante el día los vecinos que transiten de un lado al otro por estas 11 barreras, van a ganar muchísimo tiempo”.

En los cálculos de la Secretaría de Transporte los vecinos pueden llegar a perder entre “15 o 20 minutos” por hora a causa de las barreras. Rodríguez Larreta también subrayó que el plan “es buenísimo desde la seguridad vial, porque un accidente en una barrera es un accidente fatal, pero también como conectividad”.

El alcalde agregó que por la antigua vía solo continuará transitando un tren de carga que circulará a la madrugada.

En los próximos meses se abrirán nueve calles hoy cerradas: Castillo, Aguirre, Vera, Villarroel, Iturri, Leiva, Caldas, Concepción, Arenal y Montenegro.

Con el nuevo viaducto se eliminarán las barreras de las avenidas Córdoba, Corrientes, Newbery y Garmendia, y de las calles Honduras, Gorriti, Cabrera, Niceto Vega, Loyola, Ramírez de Velasco y Girardot, beneficiando a más de medio millón de automovilistas y usuarios de colectivos que ahorrarán hasta 20 minutos de viaje.

Las barreras que fueron definitivamente levantadas en Palermo, Villa Crespo y Paternal.

El secretario de Transporte, Juan José Mendez, quien recorrió la zona junto a Larreta remarcó que “estas once barreras, de las cuales hay dos de las más importantes, van a permanecer abiertas y esos 20 minutos que todos los días estaban cerradas, van a ser recuperados por los vecinos que diariamente transitan esta zona de la Ciudad”.

En tanto que la subsecretaria de Movilidad Sustentable, Paula Bisiau Bisiau, afirmó que “además de lograr mayor conectividad entre los barrios vamos a poder mejorar la seguridad vial de la zona, ya que el tren va a ir elevado, y vamos a disminuir uno de los factores de riesgo más importantes que tenemos que son los cruces de las barreras”.

La construcción del viaducto va a permitir la elevación de las vías del ferrocarril a lo largo de 5 kilómetros de extensión, desde la estación Palermo hasta la estación Paternal.

A lo largo de la traza se van a generar nuevos espacios verdes, zonas de servicios y áreas de esparcimiento para el fomento de la integración y la mejora de los barrios de Palermo, Villa Crespo y La Paternal.

Esta obra va a impactar en más de 2.000.000 de vecinos que viven en el área de influencia del ferrocarril y los más de 170.000 pasajeros que diariamente viajan en la línea. Además, va a mejorar la circulación de 260.000 automovilistas y más de 250.000 usuarios de colectivo que todos los días atraviesan los pasos a nivel.

Scroll hacia arriba
error: Content is protected !!