Joven senegalés detenido al resistirse a los golpes. Transportaba 150 pares de zapatillas.

Joven senegalés detenido al resistirse a los golpes ante el secuestro de 150 pares de zapatillas de marcas falsas

La Policía de la Ciudad detuvo a un joven senegalés que se resistió a los golpes contra un oficial ante el secuestro de 150 pares de zapatillas con logos apócrifos, en violación a la ley de marcas, que llevaba en un taxi de Quilmes.

El hecho sucedió en la intersección de la avenida Jujuy y Moreno, en el barrio de Balvanera, donde efectivos de la División Sumarios y Brigadas de la Comisaría Comunal 3 realizaban controles vehiculares en el marco de la fiscalización de la cuarentena obligatoria.

Los oficiales observaron que a bordo de un taxi, con licencia del municipio de Quilmes, era trasladado un pasajero con varias bolsas con mercadería ubicadas en el asiento trasero generando una infracción contemplada en la Ley Nacional de Tránsito.

Ante esta situación el personal de la Policía de la Ciudad indicó al chofer que debía detenerse en un costado de la avenida Jujuy para su identificación y así poder constatar la existencia de permisos que los habilitaran para circular en tiempos del aislamiento obligatorio dispuesto por el gobierno nacional.

Mientras se realizaban los trámites pertinentes descendió del taxi el pasajero, un joven senegalés de 18 años, que comenzó a propinar golpes de puño al personal interventor provocando lesiones en las manos de uno de los oficiales pero sin poder evitar ser reducido.

Con la presencia de testigos se procedió a la requisa de las pertenencias del joven africano encontrando entre las bolsas que transportaba 150 pares de zapatillas con el logo apócrifo de la marca “Nike”, un DNI, una licencia de conducir y una tarjeta de débito a nombre de terceras personas que no pudo justificar su origen ni procedencia.

Realizadas las consultas con el Juzgado Criminal y Correccional Federal Nº 4, a cargo del Dr. Ariel Lijo, se ordenó la detención del imputado y el secuestro de la mercadería bajo los cargos de: «Infracción a la ley de marcas y designaciones (Ley 22362, art. 31), Atentado, Resistencia a la Autoridad, Lesiones y Desobediencia (Violación de la cuarentena obligatoria dispuesta por el Poder Ejecutivo Nacional)”.

Por su parte, al conductor del taxi se le labraron infracciones de tránsito por transportar mercadería dentro del habitáculo y pasajeros sin autorización para circular durante la cuarentena.

Scroll hacia arriba
error: Content is protected !!