El puente Juan B. Justo

El Puente de la Reconquista es un puente vehicular de la Ciudad de Buenos Aires, Argentina.

La obra se eleva junto a la Avenida Juan B. Justo, sobre la Avenida Córdoba y las vías del Ferrocarril General San Martín. Se encuentra en el límite de los barrios de Palermo, Villa Crespo y Chacarita.

Fue inaugurado el 12 de agosto de 1969, en conmemoración del 163.º aniversario de la Reconquista de Buenos Aires, cuando tropas mandadas por Santiago de Liniers reconquistan la ciudad, detrrotando al ejército inglés y capturando a su general, William Béresford. Tiene un ancho de 32 m y una longitud de 374 m, con dos rampas de acceso de 11 m de largo cada una y 10 tramos intermedios con luces. Se halla emplazado sobre la canalización del arroyo Maldonado y su altura máxima es de 7,68 m. Posee tres carriles de ida y tres de vuelta. Durante 2006 la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires pudo constatar ciertos inconvenientes en el estado del puente. Se verificaron problemas en las zonas de apoyo de las vigas, puntos donde el recubrimiento de hormigón ha desaparecido dejando a la vista las armaduras de acero en estado de corrosión. También se apreciaban descascaramientos de hormigón en las losas y parapetos laterales del puente. Asimismo se pudo apreciar la existencia de filtraciones de humedad que han atravesado la masa del hormigón armado. Estos hechos motivaron al aviso al Ministro de Planeamiento y Obras Públicas del Gobierno de la Ciudad para una solución segura. En 2014, el entonces Ministro de Interior y Transporte Florencio Randazzo, anunció, junto al entonces Jefe de Gabinete porteño Horacio Rodríguez Larreta, la construcción de un viaducto entre las estaciones Palermo y La Paternal de la Línea San Martín. Dicho viaducto comprendía la eliminacion de 11 pasos a nivel, la apertura de calles cortadas por las vías y la demolición del Puente de la Reconquista, con lo cual en la intersección de las Avenidas Juan B. Justo y Córdoba pasaría a ordenarse el transito con semaforos. En octubre de 2016, el actual Ministro de Transporte Guillermo Dietrich y el Jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta anunciaron nuevamente este proyecto, estableciendo como fecha de finalización marzo de 2019.

Las frases en el puente
Las frases empezaron a aparecer en 2002. La primera fue “Necesito niños”. Se sucedieron otras, a veces ambiguas, otras reflexivas: “Escoja su recompensa”, “No hay hachís”, “Somos el resultado de lo que pensamos”. Y quienes pasaban por debajo del puente de Córdoba y Juan B. Justo, empezaron a buscarlas. La identidad del autor siempre fue un enigma . Se rumoreaba que era un taxista que alguna vez se había dedicado a intervenir publicidades en la calle. Y que hasta había cobrado cierta fama al protagonizar un documental, “Oscar”, de Sergio Morkin (estrenado en 2003). Pero con el tiempo, este taxista dejó de dar entrevistas y volvió al anonimato.

Su primera intervención en la calle fue en 1997. Por entonces, iba al taller del artista Elenio Pico, donde descubrió la técnica del collage. Un día se topó con el afiche de una telenovela con Rodolfo Bebán y no pudo evitar pegarle pedazos de brazos. Otra vez, frente al Monumental, encontró una publicidad de ropa interior con una Valeria Mazza gigante. “Arranqué parte por parte y me la llevé. La puse en un paredón del cementerio de la Chacarita, con unas cucarachas enormes que saqué de una publicidad de Raid. Las publicidades pasaron a ser ventanas en las cuales yo quería mostrar y mostrarme”, cuenta Oscar, con voz suave. Tiene 46 años, esposa, tres hijos y una nieta. Ya no maneja un taxi y prefiere dejar su ocupación actual en el misterio.

Brahim llevaba pedazos de afiches en el baúl de su taxi y, cada tanto, bajaba y hacía su arte. Si la policía o alguien le preguntaba qué hacía, negociaba: “Soy alumno de Bellas Artes y tengo que hacer este trabajo para sacarme una nota”.